La Cámara de Diputados aprobó el decreto por el que la Secretaría de Marina (Semar) asumirá en exclusiva el control de los puertos del país, que hasta ahora compartía con la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT).

Con 339 votos a favor, 38 en contra y 11 abstenciones se aprobaron las reformas a la Ley Orgánica de la Administración Pública Federal, la Ley de Navegación y Comercio Marítimos y de la Ley de Puertos enviadas por el Ejecutivo el pasado 8 de marzo.

De acuerdo con el dictamen, se transfieren las capitanías de puerto a la Semar, mientras que la SCT se quedará con las funciones de regulación, organización y administración de la marina mercante.

Además, a la Semar le corresponderá el otorgamiento de permisos para la prestación de servicios de transporte marítimo de pasajeros y de turismo náutico con embarcaciones menores, autorizar arribos y despachos de las embarcaciones y artefactos navales, entre otros.

La iniciativa, avalada en el Senado el 23 de noviembre, recibió el apoyo de todas las bancadas de San Lázaro a excepción de los legisladores de Morena, que acusaron de una militarización del país, mientras que el resto aseguró que así se eliminan la duplicidad de funciones y se garantiza la seguridad.

En lo referente a Manzanillo, el actual director de la API, el contralmirante Alejandro Miranda Oseguera, y su predecesor, el vicealmirante Jorge Rubén Bustos Espino, son parte de la Marina.

El dictamen avalado por el Poder Legislativo fue remitido al presidente Enrique Peña Nieto para su publicación.

Con información de Reforma