Ante la crisis en las finanzas estatales, la alcaldesa de Cuauhtémoc, Indira Vizcaíno, aseguró que en el caso de su Ayuntamiento no será necesario tomar medidas de austeridad para evitar los problemas financieros, debido a que, resaltó, desde el inicio de su gestión se manejaron los recursos con responsabilidad.

En entrevista con Ángel Guardián, la alcaldesa indicó: “Las medidas de austeridad son una burla para la sociedad cuando se toman de último momento para cubrir baches que se fueron generando durante toda una administración”.

En el caso de Manzanillo, el alcalde interino Antonio Álvarez ya adelantó que aplicará medidas de austeridad para así poder concluir la administración sin problemas. Entre las disposiciones, anunció que el personal cuyo contrato haya concluido, no será re contratado.

En el caso del Ayuntamiento de Villa de Álvarez, el Secretario General, Alfredo Chávez, resaltó que desde el inicio de la administración se tomaron medidas de austeridad, dejando de destinar recursos públicos en gastos innecesarios, además de prescindir de personal cuya permanencia no era indispensable. También adelantó que se analizan aplicar ajustes en algunos gastos de la comuna, con el objetivo de cerrar el trienio de la mejor manera.

“Están (los trabajadores que) estrictamente indispensables para que funcione la administración. No tenemos previsto llevar a cabo recortes adicionales”, indicó.

Con la finalidad de obtener información acerca de las finanzas del Ayuntamiento de Colima, Ángel Guardián intentó contactar al alcalde interino de Colima, Jorge Terríquez, desde el pasado lunes (10) a través de su equipo de comunicación. Sin embargo, hasta el miércoles (12) no se tuvo una respuesta.